Flash

Conoce Eatsa, un restaurante de alta tecnología sin meseros o cajeros

Ciertamente hoy en día es cada vez más habitual comer en restaurantes o puestos de comida rápida por el simple hecho de ahorrar tiempo o comer cerca del trabajo.

Eatsa es un lugar de éstos, con una gran diferencia desde el punto tecnológico ya que carecen de personal para atención al cliente. Buscando de ésta manera acelerar el proceso de selección del plato a la vez que permite a los usuarios una experiencia de auto-gestión de la orden.

 

En Eatsa los clientes cuentan con iPads para realizar las órdenes a través de su propia aplicación. Para iniciar el pedido deben deslizar la tarjeta de crédito por un lector de tarjetas adherido a un lado de la tablet. En la pantalla de las tablets pueden ver el menú con los diferentes platos, cada plato posee una descripción con los ingredientes, las proteínas y calorías que lo componen. Se pueden realizar pequeñas modificaciones pre-establecidas a cada plato u ordenarlo tal cual es listado en el menú.

 

Una vez completo el proceso de orden se procede a realizar el pago, utilizando los datos de la tarjeta previamente deslizada, y pudiendo seleccionar la opción de recibir una factura electrónica en un correo (que deberán ingresar en ese momento).

La orden puede tardar entre 3 a 5 minutos en estar lista en los días de más concurrencia, sin embargo para los días normales salen casi instantáneamente. Los pedidos se entregan a través de pequeños «casilleros» de pantallas LCD transparentes, que poseen animaciones y van indicando junto a un tablero superior las órdenes que están listas, juntos con el nombre de la persona que realizó el pedido. Al estar listo el pedido, la pantalla del casillero se vuelve oscura de manera que no se vé el momento de la entrega, dando así la sensación de que realmente no hay personas involucradas en todo el proceso. Luego los clientes deben tocar la pantalla en el lugar indicado para que la puerta del casillero se deslice hacía arriba dejando al descubierto la orden realizada. Un efecto bastante futurista.

 

No sabemos si éste será el futuro de los restaurantes, o si en realidad se prefiera una atención personalizada con personas reales. Lo que nos queda claro es que este tipo de sistemas ahorra grandes cantidades de dinero en empleados, mozos y cajeros. ¿Te gustaría un lugar de este tipo en tu ciudad?

 

Vía Techcrunch

Etiquetas

Alejandro

Fundador de Cultura Cuántica · Lic. en Sistemas · Programador de software/hardware · SysAdmin · Twitter: @alegorosito ale@culturacuantica.com.ar

Artículos relacionados